saltar al contenido | accesibilidad | buscar | mapa del sitio

Humberto Zurita, un actor a plenitud

humbertozurita_tlv_20 (4K)

Humberto Zurita - Foto: Periodico: Milenio

Asume su edad con gran dignidad y cede el paso a sus dos únicos hijos, Emiliano y Sebastián. 

Lejos de sentirse mal porque los años han pasado y muchos personajes ya no pueden ser suyos, Humberto Zurita asume su edad con gran dignidad, sobre todo ahora que ve en sus hijos Emiliano y Sebastián, la oportunidad de seguir prolongando su experiencia actoral.

¿Qué sientes ahora que son tus hijos quienes protagonizan una historia en la que tu también participas, como sucederá en El ángel caído?

H.Z.:Mucha felicidad, mucho orgullo y sobre toda, la posibilidad de prolongarme como actor a través de ellos".

¿No te incómoda que ya no puedas llevar los roles principales?

H.Z.:H.Z.:No, yo tengo muy claro que los protagonistas de las telenovelas y también de algunas historias cinematográficas son los jóvenes. Así es la vida y lo tengo bien claro. Además, para mí resulta muy atractivo que ahora como padre, puedo ayudar a mis hijos a que desarrollen bien la psicología y la personalidad del personaje que se les encomienda.

H.Z.:Hay gente que a lo mejor esto lo lleva a sentirse mal o viejito, pero no es mi caso, porque a mí me lleva a la lógica de que los tiempos pasan. Además, yo no me siento de mi edad, me siento de mi tiempo, entonces me da mucho gusto que mis hijos puedan hacer los personajes que ya no puedo hacer yo.

H.Z.:Aunque yo también sigo trabajando, últimamente he estado haciendo mucho cine, pues a la par de esta cinta, El ángel caído, recientemente estuve filmando Propiedad ajena, así que tanto como me lo permite mi función como dirigente de la Asociación Nacional de Intérpretes (ANDI) sigo trabajando.

¿A cuáles personajes te refieres cuando dices que ya no los puedes interpretar tú, pero si los podrían hacer tus hijos?

H.Z.:Pues hay muchos, pero te puedo citar a un Hamlet, un Segismundo, un Quijote de la Macha o un personaje actual o un Liut, que es el que interpretarán en El ángel caído, y la verdad se me hace padrísimo poder hacerlo a través de mis hijos.

¿Cuál es el mejor consejo que les has dado a tus hijos en lo que se refiere a la actuación?

H.Z.:Yo les hablo con unas palabras que me robe de León Felipe, así que les digo que para ser virtuoso, se necesitan tres virtudes: escuela, disciplina y método, pues sin esas tres virtudes no se puede ser virtuoso. Así que ellos tienen que ser disciplinados, porque todos los actores requerimos de una disciplina para lograr un lugar o nuestro objetivo.

H.Z.:También tenemos que tener un método que nos permita analizar y estudiar a nuestros personajes, y por último, debemos tener una escuela, en el caso de ellos, como aún son muy chicos, creo que la escuela todavía está en su casa. Así que es ahí donde tienen que aprender ciertas reglas.

¿Hay alguna recomendación especial que les hayas hecho ahora que debutarán en el cine?

H.Z.:Pues hay muchas, pero también es cierto que quiero respetar su desempeño, así que les doy consejos, pero siempre respetando lo que hablan con el director, porque no quiero influir en el trabajo que les están marcado ahora que han decidido iniciarse en la actuación.

¿Serán dignos herederos de Christian Bach y tuyos; les ves madera de actores?

H.Z.:Bueno, Sebastián terminó su segundo semestre de Economía, a él es lo que le gusta.
Pero en su escuela también ha estudiado actuación, así que tiene cierta preparación.
En cuanto a Emiliano, él está más chico, pero también se ha mostrado interesado en esto (la actuación), así que sólo el tiempo es el que nos dirá qué va a pasar con ellos, pero nosotros encantados de apoyarlos en lo que quieran hacer.   

Dejame un postit! | Correo *** |Periodico: Milenio |Entrevista |27.07.2006